Archivo de la etiqueta: visualización

Alcanza tus metas

Alcanza tus metas

Alcanza tus metas

En este post vamos a hablar sobre la importancia de no abandonar los sueños y en cómo podemos actuar para conseguirlos.

Cuando intentas conseguir algo y no  te sale, tienes dos opciones: tirar la toalla o usarla para secarte el sudor y seguir intentándolo. 

Claves para conseguir tu sueño

Fija tu meta

En primer lugar es fundamental fijarnos una meta clara y definida. Hacemos lista de la compra y nunca hemos apuntado nuestros objetivos vitales. En este sentido os recomiendo la película: “The Bucket List”. Ver 5 tips para conseguir tus objetivos

Persevera

Debemos ser perseverantes y constantes y no doblegarnos ante la primera derrota, como vimos en anteriores entradas un “fracaso” es una oportunidad de aprendizaje, ya sabemos cómo no debemos seguir haciendo las cosas. Ver ¿Aprendes de tus fracasos o eres un rumiante del mismo?

Pide ayuda

Es importante que tengamos habilidades interpersonales y si necesitamos ayuda, seamos capaces de pedirla. Ver Pide un favor, por favor

Traza un plan de acción

Por supuesto, perseguir un sueño implica correr riesgos, incluso romper con lo establecido para obtener resultados positivos que nos aproximen a la meta. Para este paso es fundamental que desglosemos nuestro plan de acción en pequeños pasos, escalones, y tareas que seamos capaces de realizar, obteniendo así un doble beneficio: por un lado estoy más cerca de mi objetivo y por otro me siento motivado/a y satisfecho/ a por dar ese pequeño primer gran paso.

Gestiona tu tiempo

También tendremos que ser capaces de administrar el tiempo, para poder dedicar todo nuestro esfuerzo por conseguir nuestra propuesta. ¿Cuándo es el momento adecuado? ¿Hay un tiempo perfecto? Muchas veces por esperar este instante mágico en el que creemos que todo va a funcionar, dejamos de avanzar. Mi recomendación es si quieres alcanzar tus sueños ponte manos a la obra. Leer 5 tips para ganar tiempo y no procrastinar

Visualízate cumpliendo tu sueño

Es interesante que visualicemos nuestro sueño hecho realidad, cerrar los ojos y vernos a nosotros mismos realizando las actividades que deseamos ejecutar.

Y lógicamente, tendremos que creer firmemente en nuestra causa, es decir creer en nosotros/as mismos/as y en nuestras metas.

Si quieres, puedes

Para este punto os recomiendo ver el siguiente vídeo: “Historia de equipo de fútbol equipo Panyee FC Tailandi” son 5 minutos basados en hechos reales.

Si quieres, nosotr@s podemos ayudarte.

Sonia Treviño

Anuncios

Visualización para la búsqueda de empleo

Una de las cosas fundamentales para la búsqueda de empleo es saber qué trabajo queremos, a dónde nos dirigimos, cuál es nuestro objetivo profesional.

A su vez, uno de los recursos en los que la PNL (programación neurolingüística) hace hincapié es el de diseñar y lograr los objetivos que te visualizar EnPositivolleven desde tu estado actual al estado deseado.

Aquí de nuevo surge la importancia de tener metas claras, definidas y motivadoras. Debemos tener la meta que queremos alcanzar lo más definida posible, que sea algo que realmente quieras lograr. Debe haber total conformidad contigo mismo en obtener ese trabajo que quieres.

Si esto no es así surgirán conflictos internos y es posible que nos boicoteemos a nosotros mismos.

La clave es que nos preguntemos: si pudiera tener ese puesto de trabajo ahora mismo, ¿lo cogería? Imaginemos que ahora mismo nos llaman para ese puesto de trabajo que perseguimos, ¿lo cogeríamos?

Si surgen dudas es porque existe un conflicto de intereses dentro de nosotros. En este caso tal vez deberíamos replantearnos un poco objetivo profesional para que coincida plenamente con nuestros valores y personalidad.

Si no nos surgen dudas o las que surgen las hemos solucionado seguimos con la técnica.

Imaginamos que ya hemos conseguido el puesto de trabajo deseado. Lo imaginamos como si estuviéramos allí. Ya hemos alcanzado nuestro objetivo. Estamos desarrollando el trabajo que tanto buscamos. Lo vivimos como si estuviéramos allí.

Nos preguntamos:

  • ¿Cómo nos damos cuenta de que lo hemos conseguido?
  • ¿Qué sentimos? ¿Qué sensaciones tenemos?
  • ¿Qué vemos? ¿Qué imágenes?
  • ¿Qué oímos? ¿Qué sonidos hay?

También es muy útil que nos preguntemos acerca de las personas que conoces, de tu entorno cercano. ¿Qué dicen? ¿Qué hacen? ¿Qué sensaciones te generan?

Es importante que respondamos a estas preguntas para hacer más clara la visualización del objetivo.

Una vez que vivimos intensamente este momento de objetivo conseguido debemos mirar hacia atrás. Debemos mirar al punto en que nos encontramos ahora como si rebobináramos una película.

Lo importante y motivador de esta técnica es ver los pasos intermedios que hemos dado para llegar hasta nuestro objetivo. Debemos captar que es lo que sucedió desde la situación presente a ese punto en el futuro en el que ya tenemos nuestro objetivo logrado.

Ahora sólo queda coger lápiz y papel y anotar todos los detalles, acciones y cosas que suceden desde el presente al momento del objetivo alcanzado.

Si quieres, EnPositivo podemos ayudarte.

Néstor Villa

Control de las emociones en la búsqueda de empleo.

En entradas anteriores vimos la importancia que tenía desarrollar la inteligencia emocional en la búsqueda de empleo.

Es importante porque afecta a nuestra actitud en la ardua tarea de elaborar el c.v, cartas de presentación, autocandidaturas, etc.

Cuando no llegamos a los resultados que deseamos, experimentamos frustración. En este momento nos toca decidir si vivimos esa situación como una amenaza o como un reto para cambiar y probar herramientas diferentes a las usadas hasta ahora.

Evidentemente no resulta sencillo acallar a la vocecita que internamente nos machaca con frases como “nunca lo conseguiré”, “no puedo hacer nada más”, “no tengo suficiente preparación”, etc.

Estos pensamientos disparan una serie de emociones y cada emoción nos predispone a distintas acciones: la ira nos invita a la agresión, la ansiedad nos lleva a un estado de incapacidad, el enfado a la inacción, la tristeza al pesimismo, el asco al rechazo, la sorpresa a la desorientación, la aceptación a la confianza y la alegría al optimismo.

Todas ellas cumplen distintas funciones: motivadora, adaptativa, informativa y social.

Vamos a pensar cómo las podemos poner de nuestra parte y que nos ayuden a tener una mejor actitud en la búsqueda de empleo.

Lo primero que aparece es la emoción de forma automática, después elaboramos un argumento ante esa emoción, es lo que conocemos como sentimiento, éste invita a tener determinados pensamientos, todos estos componentes tienen una correlación corporal.

Veamos un ejemplo, la emoción de tristeza que se dispara ante un fracaso, se vive como una pérdida, el sentimiento es de pena, desolación, nos lleva a la inacción y a pensamientos del tipo “para qué voy a hacer algo si no sirve de nada”, la corporalidad es de encogimiento y llanto.

¿Cómo trabajar sobre estos componentes?

  1. Conocernos y detectar las emociones que nos asaltan. Para ello podemos hacer un registro durante tres semanas en el que recojamos dos o tres veces al día la emoción sentida, qué situación la produjo, cual fue la sensación corporal, los pensamientos y reflexionar sobre si deberíamos seguir a esa emoción (es adaptativa) o si es mejor cambiar de perspectiva y modificarla.
  2. Fomentar un pensamiento positivo.
  3. También nos ayudará visualizar el objetivo de tener una entrevista exitosa, y un puesto de trabajo que nos gusta haciendo este ejercicio:
  4. Tener una corporalidad relajada.

¿Te apetece ponerlo en práctica?

Sonia Treviño Manjón